Maturidiyyah: qué es, doctrina de la escuela, surgimiento y más

¿Qué es la maturidiyyah?

La maturidiyyah, también conocida como Maturidi, hace parte de una de las escuelas de la teología ortodoxa sunita dentro de la fe musulmana. Particularmente esta escuela participa en el cuestionamiento teológico de distintos aspectos, entre ellos el del papel que desarrolla la razón humana dentro de la fe religiosa. En este sentido, se distingue de las demás escuelas dado que sostiene que es posible tener conocimiento de la existencia de Dios a través de la razón.

maturidi que es

Por otro lado, la escuela maturidiyyah también se fija como uno de sus intereses principales la relación que existe entre la libertad del ser humano con la omnipotencia divina. Frente a este aspecto, la escuela señala que aunque la humanidad tenga un libre albedrío, Dios sigue siendo todopoderoso y sobre él reposa el control de la historia. El ser humano tiene la capacidad para poder distinguir el bien y el mal, lo que se refiere a que la humanidad puede ser responsable tanto de las buenas, como de las malas acciones dentro de su comportamiento individual.

Aquí puedes conocer más sobre el Sunismo

Doctrina de la escuela maturidiyyah

Además de la creencia de que el ser humano es dueño de sus acciones pese a la facultad de Dios todopoderoso, otro aspecto que sale a relucir dentro de su doctrina tiene que ver con los atributos de Dios.

En este caso, la escuela maturidiyyah dicta las enseñanzas a partir de los preceptos que figuran en el Corán, en particular aquellos que se refieren a los atributos de Dios, de manera que deben aceptarse como correctos. Esto debe llevarse de esa forma pese a que no se entienda correctamente cada una de las afirmaciones y sus significados en relación directamente con Dios.

enseñanza maturidi

Surgimiento de la maturidiyyah

El fundador de la escuela maturidiyyah fue Abu Mansur al-Maturidi. Su surgimiento tuvo lugar en la era de los mamelucos, o esclavos guerreros, en la que la escuela alcanza una rápida expansión y empieza a destacarse principalmente por ser la segunda escuela teológica ortodoxa, pues la primera era la Ash’ariyyah, de la que ya hablamos en otro apartado.

Dentro de la vida intelectual, al-Maturidi no tuvo tanto impacto mientras era residente en Sumarcanda, ubicado en Asia Central. Esto produjo que la escuela solo ganara reconocimiento cuando se presenta como consecuencia de la aceptación dentro de las tribus turcas en Asia Central. Poco a poco la escuela empieza a instalarse en las comunidades Hanafite, lo que empezará a facilitar tu expansión.

Más adelante y de acuerdo a que los turcos eran en su mayoría Hanafite, el imperio otomano experimentó la expansión turca lo que facilitó aún más que la escuela pudiera continuar su desplazamiento dirigiéndose a otras zonas como Siria, Anatolia, Persia e Irak.