Religión Cristiana: ¿Qué es, sus ramas, surgimiento, profeta? y más

¿Qué es el cristianismo?

El cristianismo es una religión de tipo monoteísta que hace parte de las tres religiones más grandes del mundo. Se basa en la fe hacia un solo Dios y en el conjunto de enseñanzas que profesó Jesucristo, hijo de Dios, y que fue enviado para limpiar los pecados del mundo. Así como también, la liberará de una posible condenación al infierno, siempre que cada ser crea en sus palabras.

Del Cristianismo se desprenden otras vertientes, las cuales contienen en general las mismas creencias del Cristianismo, pero difieren en aspectos como la interpretación de la Biblia, tema que se presenta con mayor precisión más adelante. Estas son:

La iglesia católica

La iglesia protestante

La iglesia ortodoxa

La iglesia Luterana

Se cree que actualmente hay cerca de 2.400.000.000 de cristianos en todo el mundo, pues aún siendo Judea su lugar de origen (Imperio Romano), cuenta con una mayor cantidad de seguidores en el continente americano.

Religion Cristiana

 

Origen del Cristianismo

Remontarnos al origen del Cristianismo implica devolvernos unos 2.000 años atrás en Judea, actual Israel. Fue Jesucristo (hijo y enviado de Dios), quien impartió una serie de valores y enseñanzas a un fiel grupo de seguidores.

El Cristianismo surgió del Judaísmo en el siglo I d.C.. Se considera que los primeros apóstoles se convirtieron en los líderes de las comunidades del Cristianismo y pronto empezó a extenderse, sin embargo fue perseguida intensamente por zonas como Egipto, Siria, Judea, Etiopía, Europa, Mesopotamia, Antaolia y Transcaucasia. Es en el año 313 cuando el Imperio Romano legaliza y oficializa la fe cristiana en el Edicto de Milán. Más tarde, con la conversión de Constantino al Cristianismo, ésta se convierte en la religión oficial del Imperio.

Aunque en principio el Cristianismo empieza a tener presencia principalmente de judíos, se centraba en Jerusalén, esto permitió que fuera visto inicialmente como una secta judía, no obstante las prédicas de los apóstoles difieren de las enseñanzas de esta otra religión.

En la actualidad se desconoce el número exacto de seguidores del Cristianismo en la época de Jesús, sin embargo, se sabe que su propagación fue rápida. Un ejemplo de ello es Pablo de Tarso, más conocido en la religión cristiana como San Pablo de Tarso, un hombre que difundió la religión a través de distintos grupos del Oriente próximo. Así como San Pablo de Tarso, existieron otra serie de cristianos primitivos que empezaron a formar las primeras comunidades cristianas en el Imperio Romano, estas empezaron a aumentar a tal punto de convertirse en la religión oficial del Imperio promulgado por Teodosio el emperador, y pronto a ser divulgada por toda la región expandiéndose en todo el continente europeo.

 

Creencias y enseñanzas del Cristianismo

Dentro de la Religión Cristiana, se distingue a Jesús o Jesucristo, como el Hijo de Dios y el enviado que muere por amor a la humanidad, salvándose, así, de todos sus pecados y concediéndole la posibilidad de salvarse del infierno a todo aquel que crea en él. Su muerte no significa el fin, puesto que tres días después resucitó, prueba invaluable de su procedencia para favor de la humanidad. Así, su dogmática se centra en todas las enseñanzas que fueron indicadas por Jesús de Nazaret, cuerpo de encarnación de Dios y que junto al Espíritu Santo representan la santa trinidad.

La religión Cristiana almacena un conjunto de creencias que prometen al seguidor cristiano la posibilidad de salvarse en el más allá, cuidando su alma de llegar al infierno, alcanzado el cielo a través de varios aspectos que implican creer en sus enseñanzas, tales como:

Dios es uno pero también es capaz de presentarse en tres formas, a partir de la santa trinidad: Padre, Hijo y el Espíritu Santo.

Dios existe desde el origen de la humanidad.

Dios creó el mundo y con él, al ser humano a su imagen y semejanza.

Para salvarse del infierno y poder gozar del cielo y el paraíso, es necesario creer completamente en todas las enseñanzas de Jesús y su sacrificio en la cruz. Ser creyente.

 

origen del cristianismo

 

La resurrección de la carne

Aunque si bien hablamos de una serie de creencias básicas del Cristianismo, es necesario mencionar que existen otras creencias que son aceptadas o no, dentro de esta fe. Es por esto que surgen algunas vertientes de la religión, como lo son la iglesia católica, la iglesia protestante y la iglesia ortodoxa, donde varían algunas de sus prácticas dentro de los cultos, interpretaciones de los mensajes bíblicos y organización general.

El día del Juicio

El Cristianismo considera que un día Jesús volverá a la tierra para juzgar a vivos y muertos, y así, crear un nuevo cielo y una nueva tierra limpia de pecado. Aunque si bien existen cristianos que ven el día de juicio muy cerca, hay otros que sostienen que esto ya está sucediendo e incluso hay quienes lo toman de manera simbólica como un acto de transformación progresivo.

Vida después de la muerte

Cuidar las acciones que se ejecutan en vida, estar en armonía con Dios en este plano existencial, es el único medio para que en el momento de morir, sea posible entrar al Cielo y salvarse del infierno, pues allí, en el Paraíso se podrá gozar de la vida eterna.

 

Prácticas del Cristianismo

Dentro de esta religión existe un importante conjunto de prácticas cuyo fin se orienta a una relación con Dios en paz y armonía, como lo son:

El bautismo

es la primer práctica del ser y consiste en un proceso de iniciación al Cristianismo que puede realizarse en cualquier etapa de la vida, aunque generalmente se realiza durante los primeros años de vida.

La penitencia o comunión

consiste en una práctica que simboliza la búsqueda del perdón donde el ser expresa su arrepentimiento hacia todos los pecados que ha cometido confesándolos.

La eucaristía

es una de las prácticas más frecuentes llevada a cabo dentro de la iglesia católica que es conocida por otros cristianos como Última Cena. Allí se predica e interpreta la palabra de Dios a partir de la Biblia y realizada por un sacerdote.

La confirmación

luego de la comunión, el ser realiza la Confirmación que representa y reafirma la fe en Jesús.

El matrimonio

la vida conyugal debe estar guiada por Dios, por lo que esta unión se celebra dentro de la iglesia presentando ante Dios la unión entre el hombre y la mujer.

Son prácticas en las que el cristiano va reafirmando su fe en Dios con una serie de prácticas que siguen el flujo de la vida en sus diferentes etapas.

 

Religion Cristiana practicas

 

Iglesia Católica, Ortodoxa y Protestante del Cristianismo

Con el paso del tiempo, las enseñanzas de Jesús se han ido dividiendo en varias doctrinas que pueden diferenciarse con mayor claridad con la Iglesia Católica, la Iglesia Ortodoxa y la Iglesia Protestante

Iglesia Católica: Una vez el Imperio Romano se convierte al Cristianismo inicia una época de adaptación que, en medio de la influencia del Imperio con la práctica de ritos, mandamientos y otra serie de acciones, configura lo que hoy se conoce como la Iglesia Católica. La fe Católica representa cerca del 50% del Cristianismo mundial de la actualidad, ubicándose principalmente en Europa (zona central y sur), en América del Sur e Irlanda.

Iglesia Protestante: vista la nueva conformación de la Iglesia Católica, Dios “habla al corazón” de Martín Lutero, quien además era uno de los más importantes devotos de esta iglesia para indicarle las falencias que sufrían las nuevas enseñanzas dentro de la Iglesia Católica, puesto que estaba orientada mayoritariamente a un gobierno político y no todo lo que representaba inicialmente como el amor y la fe en él (Dios). Así nace el Protestantismo, oponiéndose a los configurados dogmas del Imperio Romano. Esta iglesia cuenta con una importante presencia, pues constituye cerca del 37% de la población del Cristianismo. Sus seguidores se ubican principalmente en el continente Europeo, especialmente en el Norte de Europa, así como en Inglaterra y América del Norte.

Iglesia Ortodoxa: hace referencia a “servicio apropiado” y menciona tomar los textos doctrinales del Cristianismo desde el primer momento, por lo que carece de alteraciones, modificaciones o desviaciones de la fe cristiana primitiva. Esta iglesia difiere de las demás, también, por la separación de Roma y conflictos relacionados con la visión y la supremacía de un papa universal.

La existencia de estas Iglesias permite inferir que no existe un consenso sobre la interpretación de la Biblia, razón fundamental que genera la división de las doctrinas y las distintas posturas. Se considera a este texto como fuente de la formación del creyente, por lo que se han añadido escrituras y otra serie de textos papales.

Así, las tres vertientes del Cristianismo construyen una serie de prácticas basadas en su visión e interpretación de los textos sagrados, así como los enfoques teológicos, la veneración de símbolos y la práctica de los ritos religiosos.

 

Fundador de la Religión Cristiana

Aunque si bien el Cristianismo debe su nombre a Cristo, Hijo de Dios, su misión y acción no fue la de fundar una nueva religión, sino que sus enseñanzas pretendían que los seres humanos construyeran una relación en armonía con Dios, y en ello radica un conjunto de prácticas y saberes que fueron difundidos entre sus seguidores. Por lo tanto, la labor de Jesús no significaba la creación de una nueva religión.

San Pablo de Tarso

Por otro lado, se considera como posible fundador de la fe cristiana a San Pablo de Tarso. Se proclama uno de los apóstoles de Jesús y con gran ímpetu empieza a difundir las enseñanzas aprendidas. Además de ello visita a varios grupos para organizar un tipo de prácticas en las que se define y reafirma el cristianismo. De esta manera, San Pablo de Tarso se considera uno de los testigos más cercanos a Jesús que optó por guiar a varios grupos dispersos.

Llamado el “Apóstol de los gentiles”, San Pablo se distinguió principalmente por la evangelización de los centros urbanos dentro del Imperio Romano, así como también las primeras escrituras del Cristianismo.

 

Escrituras sagradas de la fe Cristiana

El libro más importante de la Religión Cristiana es La Santa Biblia, un texto en el que yace el Antiguo Testamento y el Nuevo Testamento.

Antiguo Testamento: es la primera sección de escritos donde se encuentran los primeros cinco libros, también conocidos como Pentateuco: el Génesis, el Éxodo, el Levítico, Números y Deuteronomio. Narra principalmente la historia de los hebreos. Dentro de los lugares más importantes que menciona esta parte de la Biblia se encuentra la Antigua Mesopotamia, actualmente hoy Siria, actual Israel, Egipto, la Península Arábiga, Irán e Irak.

Nuevo Testamento: su narración se dirige hacia la vida, muerte y resurrección del Hijo de Dios, Jesús, así como también los mensajes que impartió y la historia de los primeros cristianos en el mundo. Esta parte de la Biblia cuenta con el libro de las Revelaciones, también conocido como el Apocalipsis, una serie de predicciones para el mundo.

Es importante añadir que el contenido de la Biblia ha sido adaptado de acuerdo a la iglesia que la interpreta, por lo que ha sido modificada de acuerdo a ello.

 

bautismo del cristianismo

 

Símbolos del Cristianismo

Se suelen incluir dentro de los símbolos cristianos todos aquellos elementos o figuras que contienen un tipo de relación con la religión, por lo que muchos de ellos tienen su origen en distintos momentos de la historia e incluso, habían sido usados en otros tipos de fe.

La cruz: ha sido el símbolo que por años ha representado mundialmente el Cristianismo, pues representa el elemento en el que Jesús entregó su vida por la humanidad para lavar los pecados de todos los seres humanos cuando fue crucificado. Se podría decir que es la figura que mayor relevancia tiene para esta religión por representar el más grande sacrificio de Dios con su Hijo. Dentro de las distintas iglesias, la cruz se ha representado con varias modificaciones.

Cruz de Jerusalén: Se trata de una figura en la que se encuentran cinco cruces que simbolizan las cinco heridas que sufrió Jesús. Fue un símbolo usado durante las Cruzadas.

Ichtus o pez: es uno de los símbolos más representativos de la fe cristiana y se escribe en griego  ἰχθύς. La composición forma un acrónimo, por lo que además de representarse el pez, se escribe letra por letra aguardando su significado; I:  Jesús, X: Cristo, Θ: Dios, Υ: Hijo y Σ: Salvador, Jesucristo, hijo de Dios y Salvador.

El Ave Fénix: el Cristianismo primitivo tomó la imagen del Ave Fénix, que era capaz de resurgir a partir de sus propias cenizas, como un elemento que representaba la inmortalidad, así como también la resurrección dentro del conjunto de creencias de la fe cristiana.

Crismón: también se trata de uno de los primeros símbolos del Cristianismo, el cual combina las dos letras iniciales de Cristo como palabra, la letra Chi que sería X y Rho, que sería P: ΧΡΙΣΤΟΣ. Se dice que fue un símbolo usado en tiempo precristiano que hace referencia a útil y fue usado en el siglo IV d.C. como emblema por el Emperador de Roma Constantino.

El buen Pastor: se trata de un tipo de alegoría bíblica en la que se interpreta a Dios como un buen pastor que es capaz de salvar y redirigir a la “oveja descarriada”, en este caso representada por el pecador.

Staurograma o Tau-Rho: en esta época las reglas guardan un significado muy profundo y de ello es evidencia las combinaciones religiosas, en este caso para el Cristianismo. Aquí, Staurograma es la letra tau (T) que se combina con la letra rho (P), con lo que se representa la palabra Cruz en el griego.

El pelícano: en la Europa Medieval se otorgaba un gran valor moral a la actividad de esta especie animal, puesto que se creía que eran capaces de herirse a sí mismos para dar a sus hijos su sangre para beber cuando llegaba la época de hambruna. Esto hizo que el Cristianismo tomara como símbolo el Pelícano para representar la acción de Jesús en la cruz para lavar los pecados del mundo.

Alfa y Omega: las dos letras juntas representan al Hijo de Dios, Cristo, como ser eterno, puesto que en el libro del Apocalipsis Jesús dice: “yo soy el Alfa y la Omega”, haciendo referencia a su representación como Principio y Fin. El alfabeto griego inicia con la letra Alfa y finaliza con la Omega.

Monograma IH y Monograma IX: incluyen figuras o letras enlazadas y en el primer caso, las letras I (iota) y H (eta), representan las primeras letras de Jesús en el alfabeto griego. En cuanto a la segunda monografía, la letra I (iota) y X (chi), la primera letra significa Jesús y la segunda Cristo, siendo a la vez abreviatura para “Jesucristo”.

El Ancla: para el mundo antiguo la imagen de un ancla era símbolo de seguridad y llegó al Cristianismo para representar la fortaleza, en un sentido metafórico, el ancla del alma y la fe en Jesús. Fue encontrada, también, en el cementerio del primer siglo.

 

Iglesias del cristianismo

En particular la religión Cristiana cuenta con dos significados en cuanto al templo. Por un lado lo asocia directamente al cuerpo físico “como templo”, el cuerpo es sagrado y por tanto, debe ser cuidado. Y por otro lado, templo también se refiere a una estructura o edificio que se considera “la Casa del Señor”, lugar en el que se imparten las palabras de Jesús en la Biblia, así como se dictaminan reglas y consejos espirituales para llevar una buena vida en la tierra. Por tanto, el templo se convierte en el sitio de congregación, donde además se llevan a cabo todas las prácticas y rituales del Cristianismo.

La percepción del templo también varía dentro de las iglesias derivadas del Cristianismo, pues en los textos sagrados Jesús resta la importancia del edificio, el templo, maximizando la importancia de la fe, pues “Dios está en todas partes”.

En la actualidad, el Cristianismo es una de las más grandes en el mundo y las enseñanzas que mantiene se siguen predicando dentro de los templos e iglesias formadas por esta religión.