Budismo ¿Religión o filosofía? Origen, creencias, símbolos, templos? y más

¿Qué es el Budismo?

budismo zen fundadorSi bien es presentado como una religión, el Budismo también se aprecia como una filosofía, y de hecho, no es posible ubicarlo definidamente en uno de estos dos términos, pues contiene elementos que pueden estimarse religiosos y filosóficos de manera simultánea. Siendo la cuarta con mayor cantidad de creyentes a nivel mundial, se estima que existen alrededor de 488 y 535 millones de budistas, lo que representaría el 8% de la población del mundo. Entre los países con mayor presencia budista encontramos la región oriental donde China lidera con cerca de la mitad de seguidores budistas.

En esta medida, podemos decir que el Budismo, es una religión no-teísta, es decir, en la que se presenta una ausencia de veneración a una deidad o deidades. Así mismo, contiene un conjunto de métodos en los que la meditación es un medio de transformación y conexión.

 

Origen del Budismo

El origen del Budismo se sitúa en el siglo V a.C. en el continente asiático, en específico, en el noreste de la India. Su desarrollo inicia con las enseñanzas impartidas por su fundador, Siddhartha Gautam. Su crecimiento fue tan rápido que logra convertirse en la religión predominante de India dos siglos después, por lo que es reconocida como religión oficial por el emperador indio Asoka en el siglo III a.C., quien, posteriormente, inicia con el envío de monjes budistas a diferentes partes del mundo. Aunque en el siglo XIII se acerca a su desaparición en India, ya se había propagado a otras regiones cercanas.

 

Creencia y enseñanzas del Budismo

Un aspecto importante acerca del Budismo es que su objetivo no es el de evangelizar como se ha visto en otras religiones, propiamente dicho, sino que, pone a disposición de los interesados, un conjunto de enseñanzas y prácticas basadas en la meditación que pueden mejorar la vida de quienes deseen ponerlas en práctica.

En este sentido, hablamos de una visión del Budismo a nivel general, donde los cambios y transformaciones de la vida son inevitables y de esta manera, cómo se puede preparar la mente para ellos, lo que conlleva a un disfrute pleno de la vida, donde la sabiduría, la bondad y la conciencia toman la más alta importancia para este proceso. En otras palabras, el Budismo propone un desarrollo espiritual trabajando la mente a partir de la meditación, para construir una mente positiva, clara y abierta a los cambios venideros.

Además de la meditación como elemento esencial del Budismo, también reúne otra serie de factores dentro de sus enseñanzas, entre las que se encuentran: valores éticos, trabajo social y el crecimiento en el área intelectual, emocional, cultural y espiritual.

 

Principios budista

 

Tri-laksana

Este concepto reúne tres aspectos esenciales sobre la existencia:

Anitya, Impermanencia

a excepción de quienes alcanzan la liberación (Nirvana), todo se encuentra sujeto a un constante cambio y transformación en el que decae y resurge, incluyendo la vida misma, por lo que se abandona la idea de la permanencia absoluta.

Dukkha, Sufrimiento

directamente relacionado con todo lo que concierne al dolor que nace en el curso de la vida y en el posterior camino hacia la muerte.

Anatman, Insustancialidad

este concepto entiende el desligue del alma y de un “yo”, pues en los seres vivos y en las cosas esto no existe

 

Noble Camino (Noble Camino Óctuple)

Un conjunto de enseñanzas que se clasifican en tres conceptos centrales mediante los cuales el ser podrá alcanzar el Nirvana:

Meditación

un proceso en el que se busca estar presente y de esta manera conectarse con la mente para empezar a entrenarla.

Sabiduría

permite la comprensión del mundo y aspectos esenciales de la vida misma, lo que facilita la llegada de pensamientos correctos a la mente.

Moralidad

se centra en el correcto hablar y actuar, que permitirá posteriormente gozar de una vida que se lleva de forma adecuada.

Samsara
El Samsara se refiere al flujo constante de cambios que hacen parte del ciclo propio de la existencia, esto aplicado no sólo a un único ser, sino también a todo el universo. Una vez alcanzado el Nirvana, se podrá salir de este ciclo, donde se obtiene el conocimiento sobre el mundo y así, lograr finalizar el sufrimiento.

escuelas del budismo

 

Las cuatro nobles verdades

Las cuatro nobles verdades reúnen cuatro principios esenciales proporcionados por aquellos que han logrado alcanzar la iluminación (Nirvana), estos son:

Sufrimiento o Dukha

son inevitables en el curso de la vida

Nirodha

el sufrimiento o Dukha desaparecerá en la medida en la que desaparezcan los deseos.

Magga

señala cómo el Noble Camino permite acceder y lograr la liberación del sufrimiento (Dukha).

Samudaya

el sufrimiento o dolor puede surgir de los deseos.

 

Escuelas del Budismo

En el Budismo no existe una iglesia o no se considera propiamente al Budismo como una religión, y es precisamente este factor el que ha permitido una gran flexibilidad para adoptarlo e interpretarlo a partir de distintos puntos de vista, permitiendo así, el forjamiento de varios enfoques, dentro de los cuales se constituyen las escuelas budistas:

Escuela Theravada

Escuela Mahayana

Escuela del Budismo Tibetano o Vajrayana

Escuela del Budismo zen

 

Siddharta Gautama: Fundador del Budismo

Hace 2,500 años vivió un hombre llamado Siddharta Gautama, un príncipe de cuya vida se han llegado a concretar pocos datos. Se sabe que nació en la India y fue hijo de Suddhodana, el gobernador del distrito contiguo al Himalaya, lo que hoy es Nepal. En su afán de cuidar a su hijo del exterior, lo encierra en un palacio con fortuna y riqueza. A pesar del esfuerzo de Suddhodana porque su hijo no conociera el lado oscuro de la vida, Gautama en un paseo alrededor del palacio donde se enfrenta a otra parte de la  realidad que no había experimentado, por lo que le era enteramente desconocida. Durante su paseo, fue testigo de cuatro situaciones distintas que cambiarían su vida para siempre: un hombre anciano, un hombre enfermo, un mendigo y un hombre muerto.

Siddharta Gautama palideció ante el sufrimiento, dolor y pena de estos cuatro hombres al verlos en sus cuatro circunstancias, por lo que se propone iniciar una búsqueda exhaustiva en la que encuentre la respuesta y solución al dolor del ser humano. Para ello, abandona su posición y su familia en función de la nueva misión. En este proceso, estudió primero las escrituras hindúes y las prácticas de la religión entre las que se encontraban la oración y la meditación, sin embargo, las creencias del Hinduismo no le satisficieron en totalidad frente a la problemática que encontró. Posteriormente, aplicó el ascetismo en la selva, lo cual le produjo un inminente bajo de peso, llegando a la conclusión de que este último sólo debilitaba su cuerpo y su mente, por lo tanto, no era la respuesta correcta.

Durante siete semanas Siddharta Gautama se dedicó completamente a la meditación y en uno de estos momentos, bajo el árbol Bohdi, que hace referencia a “árbol de la sabiduría”, alcanzó el Nirvana, lo que quiere decir que su plegaria fue escuchada y logró al fin el grado más alto de la conciencia, la iluminación. Así pues, se consideró como “el iluminado”: sus súplicas  habían sido atendidas y asintió haber encontrado las respuestas a través de la sabiduría, la compasión y la liberación de la mente.

Fue conocido como Buda, que significa “alguien que está despierto”, despierto de una realidad. Consideró que lo que había experimentado debía ser compartido con el mundo, por lo que sus enseñanzas iniciaron en auditorios que pronto empezaron a llenarse rápidamente.

budismo zen escrituras

 

Escrituras Budistas: El Tripitaka o Canon Pali

El Budismo no cuenta con un libro sagrado único, sino que, se trata de un Tripitaka, un conjunto de tres escrituras budistas que reúnen colecciones y enseñanzas que fueron transmitidas inicialmente de manera oral:

Vinayapitaka (disciplina monástica)

colección de reglas y anécdotas que construyen la disciplina del buda hacia los monjes.

Suttapitaka (cesto de los discursos)

colección de sermones e historias de Buda y sus primeros discípulos, así como también el proceso para alcanzar el Nirvana.

Abhiddbamma Pitaka (cesto de la razón)

reúne procesos doctrinales que permiten analizar la esencia de la mente y la materia.

 

Símbolos del Budismo

El budismo cuenta con 8 símbolos a los que se le atribuyen diferentes beneficios en cuanto a protección espiritual, la búsqueda del bienestar y la felicidad.

El parasol

Protección para diferentes elementos, sea sol o lluvia, esto ante las inclemencias del tiempo, por lo que es símbolo de protección de dolor y cualquier otro elemento destructivo. Los budistas acostumbran a ponerlo en la entrada de la casa.

Dos peces dorados

Representan los ríos Ganges y Yamuna, un símbolo de fortuna y suerte que es usado frecuentemente entre los practicantes del Budismo. La inclinación de las cabezas simboliza la felicidad en la libertad del agua, por lo que también se asocian con la fertilidad. A menudo se suele obsequiar como regalo de matrimonio.

Caracola o concha

Representan las enseñanzas del Dharma, así como también suele asociarse a un despertar del sufrimiento, pero también de la ignorancia, por lo que se suelen otorgar a los discípulos budistas cuando reciben las enseñanzas.

Flor de loto

Representa las enseñanzas del budismo y simboliza la mente que flota por encima del lodo. Su encarnación en el lodo se asocia con la necesidad del levantamiento de los sufrimientos y el dolor para alcanzar la iluminación. Los colores también cuentan con un símbolo particular, así el blanco es pureza mental y espiritual, el rosa está asociado al gran Buda, el azul es el conocimiento y la sabiduría, y el rojo está asociado al amor, la compasión, la bondad y la naturaleza del corazón.

Jarrón precioso

Es el símbolo del almacenamiento de las ideas, pero que también almacena otros aspectos como la riqueza, la prosperidad, la salud y la riqueza. Por otro lado, también representa la abundancia espiritual de Buda y el camino de la iluminación.

Rueda de Dharma o Chakra del Dharma

Dividido entres partes, cada una de estas simboliza la práctica de la meditación. El centro está relacionado con la disciplina de carácter moral, el radio representa el uso de la sabiduría que permite erradicar el sufrimiento de la vida humana, y finalmente el borde que simboliza la concentración y disciplina necesarias para la práctica de la meditación. Todo unido conforma la rueda del Dharma, uno de los símbolos más importantes del Budismo.

Nudo eterno o infinito

Compuesto por una serie de líneas cruzadas entre sí, el nudo eterno o también conocido como nudo infinito, simboliza la interacción de todo tipo de fuerzas que convergen en un mismo ciclo regido por la causa y efecto que permite la armonía en el universo. Así como la conexión de la bondad y la sabiduría para el crecimiento espiritual.

Estandarte de la victoria

También conocido como La Bandera, este símbolo representa el triunfo del conocimiento y la sabiduría sobre la ignorancia, así como los métodos que usa para su alcance en la mente. Lo representa como conjunto de un todo necesario para alcanzar la iluminación venciendo aspectos como el orgullo propio en cada ser humano.

budismo zen templos

 

Templos Budistas

Siendo una de las religiones más grandes del mundo, ha sido adoptada por una gran variedad de regiones que han construido sus templos basados en los múltiples criterios para este proceso. Su arquitectura con elementos del hinduismo y la expresión del alcance de la iluminación a través de la meditación, son elementos cruciales para las estructuras budistas.

Pagodas: son las primeras estructuras de templos budistas y dentro de sus edificaciones contienen una serie de cinco pisos que simbolizan los cinco elementos de la naturaleza: tierra, aire, agua, fuego y éter, añadiendo un sexto elemento, el de la conciencia. La Pagoda más importante se encuentra en India, Mandalay, la cual contiene una estatua de Buda sumamente distinguida.

Estupas: similares a los domos, en estos monumentos yacen contenidas reliquias que pueden provenir de túmulos funerarios para la conmemoración de eventos budistas. La mayoría de estructuras de este tipo, se pueden encontrar en Myanmar y Burda.

Cuevas: también conocidas como monasterios de piedra tallada, es una de las estructuras más primitivas. La cueva principal es la Ajanta, construida en India, sin embargo, a lo largo de los años han aparecido otra serie de cuevas en otras regiones, entre las cuales se encuentran las cuevas de: Bedse, Bhaja, Barabar, Yungang, Maijishan, Longmen y la cueva en la que yace el Templo de Oro de Dambulla.

Templos: el templo principal se encuentra en Bodh Gaya y es posible encontrarlos en todos los países en los que se lleva a cabo la práctica del budismo. En estos amplios espacios es recibida la bendición y se inicia el proceso de la búsqueda de la paz interior. En Kadampa se encuentra un número importante de templos budistas.

La independencia y la posibilidad de adaptar el budismo en cada vida de acuerdo a las necesidades espirituales, permite que quien esté dispuesto a practicarlo sea libre al hacerlo, pues el Budismo no tiene el objetivo de imponer o evangelizar, sino que propone una serie de prácticas abiertas al mundo.